El Equipo de Calidad de la I.E.F.A.

 La educación es una realidad compleja en sí misma, ya que afecta a la totalidad del ser humano, entidad ciertamente compleja multidimensional e imprevisible. Existen notables diferencias entre las conceptualizaciones sobre educación, de ahí las frecuentes discrepancias sobre sus metas. La calidad en la educación (Jaramillo-2007) se ha perfilado como un tema  cuyo tratamiento inadecuado puede presentar alto riesgo de confusión pública y hasta de acción lesiva para la convivencia social si imperan sus usos amañados.

La calidad (Jaramillo-2007) como un proceso complejo amerita que se le asuma como objeto teórico y como línea de investigación, ya que se puede contribuir con su esclarecimiento y evitar tratamientos tendenciosos, injustificados y abusivos en muchas ocasiones. Debe insistirse en que se limita su orientación como instrumento estigmatizador o de manipulación ideológica a favor de sectores, grupos o tendencias sociales específicas. Su formulación y conceptualización deben llevar a que se hagan alusiones concretas, sobre todo con la integración de análisis que sean resultados de procesos evaluativos de la educación con una orientación investigativa, tal como es nuestra pretensión y aspiración.

Nuestro enfoque atiende las orientaciones de la calidad sistémica (Restrepo-2007),  concebido el desarrollo de la calidad iniciándose por la atención al contexto social de la misma; continuando con los insumos, proseguir con la vigilancia de nuestros procesos que transforman dichos insumos, terminando con las propiedades del producto y medir más adelante el impacto que el resultado de nuestro proceso institucional tiene en la comunidad Caldeña

Admitimos la complejidad que existe cuando se trata de definir a la calidad educativa como diversos son los criterios utilizados para ponderarla; sin embargo para la concepción Federiquiana ha sido importante construir una identidad al respecto a través del enfoque planteado. Algunas de las dispersiones conceptuales (Albornoz) en la definición de la misma se derivan de hechos como los siguientes:

  • La educación es una realidad compleja en sí misma, ya que afecta a la totalidad del ser humano, entidad ciertamente compleja multidimensional e imprevisible.
  • Existen notables diferencias entre las conceptualizaciones sobre educación, de ahí las frecuentes discrepancias sobre sus metas.
  • La actividad mental no es evidente, ya que solo puede inferirse a través de los efectos que produce debido a que el intelecto no es fácilmente “medible”.
  • El educador es un ser libre y en el ejercicio de su libre albedrio sus comportamientos en definitiva responden a sus intimas convicciones.
  • La sola enunciación de lo anterior es más que suficiente para comprender su complejo abordaje. Una forma de asumirlos es mediante la conformación de equipos de trabajo interdisciplinarios al interior de la Institución: es así, que como Institución en permanente transformación y considerando: (ver acuerdo del C.D.)

a.  Que en la I.E.F.A. se establece una compleja red de relaciones como consecuencia de sus dinámicas internas y de relaciones con el entorno.

b.  Que como resultado de ello surgen procesos de comunicación, conflictos, participación, clima institucional, entre otros.

c.    Que la complejidad de estos procesos hace que estén más allá de la capacidad de cualquier persona para resolverlos individualmente.

d.   Que una forma de asumirlos es mediante la conformación de equipos de trabajo interdisciplinarios al interior de la Institución.

e.  Que un equipo de calidad es un grupo de directivos y docentes con experiencia  que se reúnen para llevar a cabo actividades determinadas con el propósito de fortalecer los procesos institucionales.

Como equipo de trabajo que valora continuamente el PEI y orienta su desarrollo en las diferentes áreas de la Gestión Educativa, el equipo de calidad de la I.E.F.A tendrá  las siguientes funciones:

1.  Plantearse objetivos propios, una mínima estructura organizativa y operativa y la necesaria cohesión entre sus miembros.

2.   Definir los propósitos de la evaluación en función del perfeccionamiento de los Planes,  programas, Proyectos y de gestión administrativa y pedagógico-académica realizada. Plan estratégico.

3. Definir los objetivos de la Evaluación Institucional (ver documento Auto evaluación del M.E.N. – Planes de Mejoramiento – Revolución Educativa revista número 5)

4.   Elaborar el Plan de Trabajo: Cronograma de Reuniones, Plan de actividades a  desarrollar, recursos que necesitan, sistema de seguimiento y control, elaboración y  presentación de informes.

Del equipo de calidad harán parte los siguientes representantes del colectivo docente: El Rector (quien lo preside), el coordinador general, un representante de los jefes de área, dos representantes de los docentes (uno por secundaria y media y uno por primaria)

En conclusión, no siempre existe un acuerdo sobre lo que implica calidad educativa y la forma de abordarla y procesarla. Por ello, consideramos que solo a partir de un franco tratamiento de los distintos tópicos que la conforman y en conexión con los criterios de nuestro modelo de gestión, nos permitirá su abordaje con cierto grado de pertinencia y solo en la medida en que acordemos y asumamos  lo que ella implica, nos posibilitará su eficaz tratamiento.