Escuela de Padres

En la institución educativa Federico Ángel se ha detectado  un marcado  ausentismo por parte de los padres de familia, afectando de esta manera el adecuado acompañamiento que estos deben brindar a sus hijos, y que no alcanza a suplirse con la orientación que pueden dar los maestros en la IEFA.

 Por otra parte, a los padres de familia en ocasiones les cuesta reconocer que parte de los comportamientos que sus hijos demuestran en el ámbito escolar, provienen de las dificultades que los adultos presentan en el seno del hogar, es por ello que se hace indispensable crear espacios de reflexión y compromiso,  en los cuales el padre de familia se vincule más directamente con su tarea educativa.

 Frente a las faltas, fallas o comportamientos inadecuados,  además de la sanción que estos conllevan, deben existir medios para intervenir sobre las causas de estos, así como también sobre la posible prevención de que estos se conviertan en asuntos reiterativos en los que nunca se cuenta con un doliente. De acuerdo a lo planteado por la ley de infancia y adolescencia en el artículo 42 “obligaciones especiales de las instituciones educativas” parágrafo 5 se puede encontrar que es un deber de la institución educativa:

  “Abrir espacios de comunicación con los padres de familia para el seguimiento del proceso educativo y propiciar la democracia en las relaciones dentro de la comunidad educativa” 

 A sí mismo en la ley de infancia y adolescencia se contempla que  los padres deben cumplir con la asistencia a la institución educativa para los fines que sean citados, esto en concordancia con la obligación que a estos les compete de: “Asegurarles desde su nacimiento el acceso a la educación y proveer las condiciones y medios para su adecuado desarrollo, garantizando su continuidad y permanencia en el ciclo educativo.” (Parágrafo 8)  “Abstenerse de realizar todo acto y conducta que implique maltrato físico, sexual o psicológico, y asistir a los centros de orientación y tratamiento cuando sea requerida.” (Parágrafo 9 )

 De acuerdo al manual de convivencia de la institución educativa es tanto un deber como un derecho del padre de familia, que la institución brinde espacios de formación y esté por tanto facultada para exigir la asistencia a dichas reuniones:

 1. Responsabilizarse de la formación y educación de su (s) hijo (s) en      concordancia con los lineamientos establecidos por la Constitución Nacional, ley General de Educación, Ley de la Infancia, el P.E.I y el presente Manual de Convivencia.

2. Brindar cariño, protección y acompañamiento en el proceso de formación de su (s) hijo(s).

 3. Fomentar en el hogar y en su (s) hijo (s) las buenas relaciones intra e interpersonales; la adecuada presentación personal, el respeto por la diferencia y consideración portodas las personas, conocer, apoyar y vivenciar la filosofía y los objetivos de laInstitución.”

Como derecho: “Recibir orientaciones a cerca de la Educación de sus hijos.”

“Ser convocados oportunamente a reuniones y encuentros de carácter educativo yformativo, programados por la institucional”

 Para finalizar es importante destacar los beneficios que tiene la escuela de padres y madres en una institución educativa:

  • Los padres que asisten a la escuela aumentan su seguridad personal.
  • Los padres se sienten más satisfechos con el cumplimiento de su papel de primeros  educadores.
  • Mejoran sus relaciones con su pareja y con sus hijos.
  • Aprenden a aprovechar los recursos del entorno.
  • Logran trabajar en equipo con otros padres para encontrar soluciones a sus conflictos en la familia.
  • Descubren nuevas estrategias educativas para sus hijos.
  • Disfrutan el encuentro, el diálogo y la reflexión.

OBJETIVOGENERAL

Propiciar un mayor acercamiento de los padres de familia a la institución educativa, con el fin de lograr un mayor compromiso por parte de estos en su tarea como agentes formadores de sus hijos.

OBJETIVOS ESPECÍFICOS

  • Brindar a los padres de familia elementos de análisis y reflexión, a través de las charlas especializadas y talleres reflexivos, con las cuales se pretende  que estos logren instruirse acerca de cómo ejercer de  manera más efectiva su labor como padres.
  • Comprometer a los padres de familia en la educación directa con sus hijos, haciendo así un seguimiento más profundo que permita identificar las causas que influyen en los comportamientos inadecuados de estos en la institución.

POBLACION:

 El proyecto estará enfocado a tres  tipos de población:

 Grupo 1: Padres de familia de los estudiantes de los grados sextos, ya que estos son la base de la educación secundaria; pretendiendo realizar un trabajo de intervención frente a las dificultades que traen de la primaria, como tambien un trabajo preventivo, en cuanto a las posibles dificultades que se generen durante su vida escolar en bachillerato. Esto último teniendo en cuenta que en los grados sextos se presentan dificultades de adaptación de los alumnos a la básica secundaria y se requiere del apoyo de los padres para  lograr una mejor convivencia en la institución.

 Grupo 2: Padres de los alumnos que presentan dificultades disciplinarias y académicas.

 Grupo 3: Padres de familia de los alumnos de transición y primaria.

 METODOLOGÍA:

Las reuniones se realizarán mensualmente, intercalando los tres grupos poblacionales y dependiendo del recurso humano con el cual se cuente.

Para la sección de primaria se realizaran escuelas de padres por grados. Dichas reuniones se harán cada dos meses.

El trabajo de escuela de padres se realiza a través de talleres, en ellos se emplean diferentes técnicas de trabajo psicosocial. Dichas técnicas son las siguientes: talleres reflexivos, panales apareados, mural de situaciones, mapas parlantes, debates desde el lenguajear, entre otros. A través de estas técnicas psicosociales se busca que los padres de familia sientan que ellos poseen un saber, que junto con la dirección del facilitador u orientador del taller, hace que emerjan nuevos aprendizajes en su tarea como educadores y formadores de la familia.

Por parte del orientador se aporta una sensibilización previa a la reflexión que realizan los padres o acudientes que puede  ser una lectura, una canción, un vídeo, entre otros. Posteriormente el orientador pasa a propiciar en los padres de familia el debate y la discusión de las temáticas a trabajar, mediante las técnicas anteriormente mencionadas. Al finalizar la sesión se focalizan los puntos trabajados y se puntualizan los asuntos de análisis que los padres de familia han de tener en cuenta en su ejercicio de crianza.

VER PROYECTO COMPLETO

2 Comentarios

  • saludos comunidad IEFA

    CONSIDERO DE GRAN VALIDES ESTE APORTE .ME PARESE QUE, EL AUSENTISMO EN

    PARTE. ES POR FALTA DE SABER QUE ESTA ABIESRTO A TODOS .

    CORDIALMENTE
    HERNAN RESTREPOI

  • Cierto los padres y representantes les cuesta creer que su influencia en el progreso integral de sus hijos es fundamental, son modelos a seguir.

Dejar un comentario